Levántate y anda

José Vicente Fontana Oltra | Altaveu #5 2022

(Diálogo entre Lázaro y el Papeleo. Lázaro espera, finalmente llega su turno, el número 56, y es atendido por Papeleo)Papeleo se dirige al número 56 -Buenos días, es usted demandante de asilo por motivos que más tarde indicará. Está usted aquí sentado para que recojamos sus datos personales, es decir, el pasaporte, el nombre, los apellidos, el sexo, el nombre de los progenitores, los apellidos de los progenitores, el país de procedencia, el país de origen, el país de nacimiento, la fecha de nacimiento, la fecha de entrada en el país y la fecha de hoy. Asimismo, nos indicará el porqué y el para qué de su entrada en el país de acogida, si posee dinero líquido o si no, si posee un domicilio en el país o si no, si pretende permanecer en el país o si no, si tiene contactos en el país de acogida o si no, si conoce la ley que le ampara o si no y si sabe que no se le permitirá trabajar de manera legal durante un incierto lapso de tiempo o si no. –Lázaro vacila e intenta emitir algún sonido, pero Papeleo interrumpe: –Espere un momento, no he terminado de explicarle el procedimiento, los derechos, los deberes, la obligaciones, la política de protección de datos y la de gestión de cookies. Bien, prosigamos, con la información que nos facilitará, nosotros le asignaremos un Número de Identificación de Extranjero, con él podrá y no podrá trabajar, se le identificará con el número, aunque los datos que aparezcan no coincidan con los suyos, porque no somos responsables de no entenderle, no somos responsables de la documentación del país de procedencia, de origen o de nacimiento; no somos responsables de su fecha de nacimiento, no somos responsables de cómo se transliteren los nombres de usted o de los progenitores; sin embargo, no crea usted que somos irresponsables a pesar de carecer de responsabilidad alguna. –Lázaro asiente y Papeleo sigue-. También le asignaremos una serie de números que le identificarán a través de la maquinaria del país de acogida: el número de expediente de la O.A.R., el número de asilo, un número de identificación en la organización que le asignen, el número de teléfono, el número del padrón y el número de la Seguridad Social. Con ellos, en algún momento indeterminado estará habilitado para consultar sus datos a través de la Clave Permanente, el Certificado Digital o la Clave Pin. No obstante, el país de acogida sigue ofreciendo servicio de citas presenciales en los diferentes servicios. Para ello deberá llamar a los números de teléfono que le facilitaremos al final. –Lázaro no sabía que una persona podía hablar sin respirar, o al menos le daba esa sensación-. Sigo, usted tendrá derecho a atención de servicios sociales, tendrá acceso al sistema de protección del país de acogida, le recordamos que, en virtud de la disposición adicional vigésimo primera del Real Decreto 557/2011, de 20 de abril, el solicitante de Protección Inter-nacional estará autorizado para trabajar en el país de acogida con las condiciones descritas en la propia disposición adicional a partir del día que se le indicará por escrito. Le recordamos que, durante el proceso de triaje, le garantizamos que no lo devolveremos; por tanto, guarde el ticket. También le recuerdo que no puede cruzar fronteras según establece el Reglamento CE 399/2016 del Código de Fronteras Schengen y Acuerdo de adhesión del país de acogida, que no usted, al acervo Schengen. Si ha entendido todo, firme aquí, aquí, aquí y aquí también. –Lázaro toma el boli y marca su nombre en los espacios indicados-. Si no ha comprendido la información que le he dado, pida un traductor y repetiremos el proceso, reciba usted la bienvenida.

Unirme a la discusión